Khoresh-e Ghormeh Sabzi: Un Viaje al Corazón de la Cocina Persa

Facebook
Twitter
LinkedIn

Continuamos nuestro recorrido culinario ‘Recetas de cordero por el mundo’ con una parada en Irán, un país con una de las cocinas más antiguas y sofisticadas del mundo. El Khoresh-e Ghormeh Sabzi, un estofado de cordero con hierbas y frijoles, no solo es un plato central en cualquier mesa persa, sino también una celebración de los sabores y aromas que definen la cocina iraní. Este plato, rico en historia y sabor, es una verdadera muestra de la gastronomía persa, invitándote a explorar sus profundas tradiciones culinarias.

La Esencia de la Cocina Persa:

El Khoresh-e Ghormeh Sabzi combina carne de cordero tierna con una mezcla de hierbas frescas, frijoles y limas secas, creando un estofado complejo y profundamente aromático. Es un plato que lleva consigo historias de celebraciones, reuniones familiares y el arte de la cocina persa transmitido de generación en generación.

Receta: Khoresh-e Ghormeh Sabzi

Ingredientes:

  • 500 g de carne de cordero, cortada en trozos
  • 1 cebolla grande, finamente picada
  • 4 tazas de hierbas frescas picadas (perejil, cilantro, cebollinos y espinacas)
  • 1/2 taza de frijoles rojos o pintos, remojados durante la noche
  • 4-5 limas secas persas (Limoo Amani) o el jugo de 1 limón fresco
  • 1/2 cucharadita de cúrcuma
  • Sal y pimienta al gusto
  • Aceite vegetal
  • Agua

Instrucciones de Elaboración:

  1. Sofrito de Cebolla y Cordero: En una olla grande, calienta un poco de aceite y sofríe la cebolla hasta que esté dorada. Añade la carne de cordero, salpimenta y agrega la cúrcuma. Cocina hasta que el cordero esté bien dorado por todos lados.
  2. Agregar Agua: Cubre el cordero con agua y lleva a ebullición. Reduce el fuego y deja cocinar a fuego lento durante aproximadamente 1 hora, o hasta que el cordero esté casi tierno.
  3. Hierbas y Frijoles: Añade las hierbas frescas picadas y los frijoles remojados. Si estás utilizando limas secas persas, agrégalas en este punto. Continúa cocinando a fuego lento hasta que tanto el cordero como los frijoles estén completamente tiernos y las hierbas hayan oscurecido el estofado, aproximadamente 1 hora más.
  4. Ajustar Sabores: Prueba y ajusta la sazón con sal, pimienta y jugo de limón fresco al gusto si no utilizaste limas secas. El estofado debe tener un equilibrio perfecto entre los sabores ácidos y las ricas notas herbales.
  5. Servir: Tradicionalmente, el Khoresh-e Ghormeh Sabzi se sirve sobre arroz basmati cocido, haciendo de este plato una comida completa y satisfactoria.

Conclusión:

El Khoresh-e Ghormeh Sabzi no es solo un estofado; es una experiencia culinaria que te lleva directamente al corazón de Irán, ofreciendo un vistazo a la rica tapezca de sabores y tradiciones de su cocina. Anímate a preparar este clásico persa y deja que su historia y sabor llenen tu hogar.

Otros artículos interesantes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × 1 =